Universidad Tecmilenio Blog

Conoce su caso de éxito

16506832_1398906970129001_1889191702_n.png

 

Dentro de Tecmilenio, estamos orgullosos de ver los éxitos que cada estudiante ha cosechado al perseguir su propósito de vida. En esta ocasión te presentamos el caso de Mariela, quien ha definido su propio camino. Esto es lo que nos contó:

 

¡Hola! Soy Mariela Tamez Cavazos, tengo 18 años y curso el 4o. semestre de Ingeniería Industrial en Tecmilenio, Campus Las Torres. Vivo en Allende, Nuevo León y soy la mayor (y única mujer) de tres hermanos. Actualmente, funjo como presidenta del grupo de Spirits y vicepresidenta del grupo de Ingeniería Industrial. Algunos de mis hobbies son la fotografía, viajar y practicar crossfit.

 

Un lema que rige y describe muy bien mis principios, es una frase que alguna vez Nelson Mandela mencionó: "La educación es el arma más poderosa que tenemos para cambiar el mundo". Creo que tenía razón. Por ello pienso que nosotros que tenemos la gran dicha de estudiar y prepararnos debemos aprovecharlo al máximo y aprender TODO lo que nos sea posible.

 

Para poder ser un agente de cambio, emprender e innovar debemos de hacerlo predicando con el ejemplo.

 

Estoy muy agradecida con mis padres y con la vida por haber puesto la Universidad Tecmilenio en mi camino, estoy enamorada del ecosistema de bienestar y felicidad que la rige. Me encanta el hecho de que exista un balance entre mi integridad, mi familia y la escuela, gracias a que estudio en una universidad que se interesa porque el alumno tenga un propósito de vida. 

 

Mi propósito está relacionado con hacer crecer el negocio familiar, pero con un toque más especial; es decir, que toda la persona en la que yo tenga la oportunidad de influir en ese negocio se lleve algo a su casa, y así de poco en poco, cambiar un sector considerable de la sociedad.

 

Busco que las personas trabajen para crecer, para desarrollarse, para que sus familias tengan oportunidades, para que sus hijos tengan un futuro asegurado, para que su día a día no se convierta en una carga, que sea una oportunidad de ser felices.

 

No necesitamos hacer grandes cosas para sentirnos exitosos y cambiar al mundo, simplemente hay que hacer bien lo que nos toque hacer en donde estamos y sucederán grandes cosas.

 

CONOCE NUESTRO MODELO DE UNIVERSIDAD

Artículos Relacionados